miércoles, 28 de octubre de 2015

Pabla

Amo que desnudez mi alma de pastel y que me bebas los poros como agua de un río que desata las sombras de los deseos.
Amo que entierres la heteronorma, instancia que nos rige desde que nacemos y que nutre la explotación del ser por el ser.
Amo que me ames como mujer y que mi apariencia no te confunda. Que respires todo mi universo y que en tus manos siembres la semilla de la lucha social. La que nace en los pequeños ojos del mar que habita en los cuerpos/prole.
Amo poder volar en la distancia y pintarme de azul.
Amo compartir un guiso piquetero lleno de feminismo y que eso me haga dejar huérfano el confort de un hotel.
Amo amarte y que desnudemos juntas nuestra alma de pastel.
Amo amarte, es decir: Amo amarme.
Amo.

martes, 20 de octubre de 2015

Mariano

Mariano, esa sonrisa gigante llena de sueños radiantes de luna roja y fusiles en tus manos. Hoy que el devorador del tiempo no pudo frenar tu andar rebelión, ni desnudar tu gran secreto:
Luchar por un mundo mejor.

Mariano, risa gigante llena de sueños...

Vuelo

“Pies para qué los quiero si tengo alas pa volar”
Frida Kahlo


Vuelo en la distancia.
Vuelo en la cercanía.
Vuelo en el cielo.
Vuelo en el suelo.
Vuelo con precisión ideológica,
Vuelo con sangre proletaria,
Vuelo en lo primitivo de la modernidad.
Vuelo en lo que no tienen nombre.
Vuelo en la sombra de la luz.
Vuelo en sueño de un despertar.
Vuelo en las promesas de la noche.
Vuelo en mi cuerpo de mujer barbuda.
Vuelo en un feminismo/marxista.
Vuelo en un lápiz que traza garabatos.
Vuelo en las flores piqueteras de un junio/rojo.
VUELO COMO SIEMPRE EN LOS NO PRIVILEGIOS.
Vuelo en la sangre.
Vuelo en lo no civilizado.
Vuelo en lo Barba-ro del fuego necesidad de hacer un mundo nuevo.
Vuelo en la luna de los pobres.
Vuelo en los secretos de una ciudad ardiente.
Vuelo en la nada.
Vuelo en mi identidad de mujer.


Simplemente: Vuelo 

jueves, 15 de octubre de 2015

Miedo

De la nada un revolver descansa en mi sien.
Estoy vencida, desconcierta la vuelta a la casa.
Se sacuden mis nervios y el pecho quiere arrancarse de la prisión de mis huesos.
Estoy con certezas inciertas en mi cabeza que arde de miedo.
Esa sensación de estar apuntalada al piso.
Voy al mar, a la nada de un mañana.
(Escrito después de vivir una situación particular a las dos de la mañana en casa)

ENM

En medio de la represión ella grito: “HABLA, GRITA!!!”
¿Cómo explicarle que estaba con todo el lenguaje de mi clase en los huesos escupiendo por los poros la bronca, la impotencia?
Con los fusiles en mis manos me pregunto: ¿Cómo decirle que el dolor abarcaba todo mi cuerpo?
Los gases lacrimógenos y los disparos de balas de goma más el amparo de la iglesia me mostraba una vez más que la Represión es política de Estado.

En medio de la represión ella grito: “HABLA, GRITA!!!”

¿Cómo explicarle que no solo derribe la reja de la catedral sino que también hice caer las rejas que encerraban mi ser/mujer?

El mar, su furia fue música revolucionaria que agitó el ser colectivo contra el patriarcado/capitalismo.
¿Cómo decirle que esa noche el feminismo hablaba sin palabras desde la acción directa y la solidaridad más profunda?

Hable y hablo con la acción, unas de las particularidades más bonitas que nos llevan siempre al mismo lugar: LA TRANSFORMACIÓN.

Foto: Helen Turpaud

sábado, 3 de octubre de 2015

Ensayo la ternura y ejerzo el deseo.
Me lleno de coraje y rebeldía cuando descubro al mundo, con toda su lógica terrible de guerras, invasiones, opresiones.
Aprendo a reconocer colores, olores. Y en ese reconocer todos los días preparo guiso de piquete que nos da complicidad prole en plena contaminación de la propiedad privada.
Bailo y saco a bailar aunque nunca me acepten. La canción de mi conciencia con esa energía de las mujeres sin tierra, la de las zapatistas, de las Tanias que se multiplican en cada rebelión latinoamericana, la que movilizan cada centímetro de mi cuerpo.
Así que mejor aléjense de mi camino.
Llevo mi nombre con vestido nuevo, con esa emoción de las cosas simples.
Aunque siempre me equivoque de puerta y este el león esperando del otro lado, la mejor garantía de vivir es el tropiezo con los ojos abiertos.
Mañana seré políticamente incorrecta con serenidad de ácido.
Soy guerrera, libre que se exilia en la polvorienta humedad de lo incomprensivo.